Sara Hendricks lo cuenta en “Business Insider”. “Mi vida sexual está y estaba perfectamente bien, pero soy una periodista experta en sexualidad que necesita saber más. Entonces, cuando mi editor me envió el enlace a un artículo sobre este tema y me preguntó si quería probarlo, aproveché la oportunidad” (…) “Así es como me encontré un domingo por la noche enviando por correo electrónico la hoja de cálculo de Google al chico que estoy viendo”, añade.

fhd998SIL_Gwyneth_Paltrow_029

Tener buenas relaciones amorosas a lo largo de toda una vida no es  fácil. Primero debemos aceptarnos  cómo somos, conocernos sexualmente a nosotros mismos, nuestra sexualidad y más tarde, encontrar a otra(s) persona(s).

Lo de elaborar un menú sexual funciona así: piensas en tus experiencias sexuales pasadas y consideras lo que te gusta y lo que no te gusta. Luego, debes escribir todo lo que sí te gusta en una columna, eso es lo puede servirse en el menú, si lo prefieres, como plato principal. Las cosas que no te gustan van en otra fila. Es decir, las que están malas, a las que eres alérgico… Hay otras que no te agradan tanto, pero ¿comes cosas en ocasiones cuando sabes que son importantes para quien lo ha preparado? Las que no estás obligado a hacer, pero que si las hicieras, estarían bien. Tú decides.

Eso es  todo lo que tienes que hacer para crear tu menú sexual. Puede ser tan detallado o tan difuso como desees. Puedes usar cualquier medio que prefieras para crearlo, ya sea un documento de Excel, una hoja de cálculo de Google, o bolígrafo y papel.

“Es un ejercicio de crecimiento y entendimiento”, asegura Stephen de Wit, sexólogo.

El principal defecto de este experimento relacionado directamente con el sexo, probablemente sea un problema personal: “Aborrezco profundamente cualquier cosa que se parezca cursi o pastelosa, especialmente cuando se trata de sexo. Para mí, hablar de las cosas que me gustaría hacer en la cama en términos como “ponerlas en el menú” o “servirlas” me parece nauseabundo”.

“De todos modos, hice la lista, la envié a la persona con la que me llevo viendo durante aproximadamente seis meses y no supimos qué pensar. Él me preguntó por qué lo había llamado ‘menú’ y no tenía respuesta. Confesó que estaba confundido y yo le dije que también. Esa noche no hicimos el amor”

 

 

 



Autor del articulo original es sexlecciones

Suscribete al Boletín

Suscribete al Boletín

Te estaremos enviando toda la información que vayamos publicando en nuestro Blog y Ofertas que te puedan interesar.


You have Successfully Subscribed!